Uso correcto del blush

Blush, rubor o chapas. Llámalo como quieras pero lo importante es que éste es un elemento básico a la hora de maquillarnos. Sepas maquillarte o no, tengas la cantidad de maquillaje que tengas, el blush es una herramienta fundamental que debe estar siempre presente en tu estuche de cosméticos.

De hecho, para un maquillaje rápido y completo se recomienda el uso de corrector, rímel, lipstick y por supuesto, blush. Sin embargo y pese a que es algo tan importante queda una gran pregunta: ¿Sabes cómo usarlo?

Si la respuesta es negativa, no hay que preocuparse. A continuación te diré cómo hacerlo de forma sencilla.

El tono adecuado

Primero que nada habrá que definir el tono adecuado que deberás de usar. Éste se selecciona de acuerdo a tu colorimetría natural, es decir, al color de tu piel, ojos y pelo. A partir de ahí sabemos si eres fría o cálida.

· Colorimetría fría: Para mujeres de piel muy blanca o morena, ojos café oscuro, azules o grises; pelo negro, castaño oscuro o rubio platinado ¿Los colores que recomiendo? Un tono de blush rosa, vino, rojo o uva.

· Colorimetría cálida: Mujeres de piel beige, dorada o tostada; ojos miel, verdes o avellana y pelo castaño claro, rojizo o rubio dorado. Los tonos de blush más adecuado son los bronzer, ladrillo, terracota, café y naranja.

Una vez que ya sabemos qué tono comprar veamos entonces cómo aplicarlo: Por lo general veo que la mayoría de las mujeres deja las chapas para el final de su maquillaje y se lo aplican mordiéndose los cachetes y en una línea diagonal. Lamento informarles que esto es totalmente INCORRECTO. En realidad, el rubor es de los primeros pasos a la hora de maquillarnos ya que estructura el rostro.

El blush se pone en tres pasos:

1.Café oscuro: Se aplica por debajo del hueso del pómulo y el sentido es del oído hacia la boca sin pasar por el largo de la ceja. Esto te sirve para adelgazar el rostro.

2. Rubor de color (arriba explicado): La manera mas fácil es sonreír y justo donde se hace la bolita de nuestro pómulo, ahí va. Se aplica de manera circular y sirve para resaltar el pómulo.

3. Ilumnador (dorado o beige claro): Se aplica por arriba del hueso, sirve para dar luz y definir el pómulo.

Acuérdate que el objetivo principal a la hora de maquillarnos es corregir el rostro ¡y no sólo decorarlo! si quieres más tips de maquillaje de acuerdo a tu tipo físico, pregunta por nuestro curso personalizado de automaquillaje.

 Un beso 💋